Alba TV

comunicacion de los pueblos

RSS youtube vimeo
Portada » Análisis y Opinión » Venezuela

Por Marielis Fuentes

¿Crisis humanitaria o cambio de paradigmas de alimentación?

Venezuela | 17 de noviembre de 2016

imprimir

Toda guerra tiene consecuencias, terribles en la mayoría de los casos, cargadas siempre en los hombros de las y los mas vulnerables en la sociedad: la clase, la raza, la orientación sexual, identidad y expresión de género acentúan los márgenes de discriminación y por tanto la guerra hace mayores estragos en los grupos sociales históricamente vilipendiados.

Sin embargo, “…no hay mal que por bien no venga”, reza el argot popular y la frase acuña una absoluta verdad, todo lo malo trae algo bueno y viceversa. En nuestro caso los avatares de la guerra nos han obligado a la mala a asumir nuevas formas de alimentación y de vida, a ingeniar recetas, a sembrar y producir, para sobrevivir a este repetido embate del libreto imperialista.

Hoy venezolanas y venezolanos de distintos sectores sociales hemos bajado arbitrariamente y de golpe el consumo de productos que no son del todo “alimento”; mucho de lo que hoy no conseguimos representa un peligro eminente para nuestra salud. Enlatados infestos de conservantes, harina transgénica, grasas saturadas y trans, azúcar refinada de muerte lenta, excesivo consumo de carnes rojas y lácteos, gaseosas diabéticas y cancerígenas, el alcoholismo y tabaquismo, entre otras eran parte de nuestra dieta diaria y adictodependiente.

Hoy la derecha parasitaria, el bachaqueo y la corrupción institucional nos han quitado de encima esos tóxicos y nos han brindado la oportunidad de vivir una dieta mas amigable con nuestros cuerpos y nuestra Pachamama; el auto-cultivo, el consumo de vegetales, el aprovechamiento de frutas de temporada, la innovación culinaria es un arsenal popular bien guardado en nuestro saber ancestral, la cultura del conuco renació y hemos dado un paso contundente hacia la transformación de los paradigmas de alimentación.

Gobiernos transnacionales del supuesto “mundo desarrollado” sumen a sus pueblos en enfermedades que fácilmente podrían erradicarse con un cambio de dieta. El mercado del despilfarro y el consumismo promueve una “calidad de vida” con base en altos índices de obesidad, valores de salud alterados y muerte ya sea por hambruna o por exceso de chatarra procesada.

Así las cosas, esta es una oportunidad para transformar nuestra vida, es ahora o nunca. Es una ocasión que no debemos dejar pasar desapercibida.

La comunidad sexo-diversa del país desde sus múltiples espacios de lucha ha venido sumándose y aportando desde el emprendimiento productivo en diversas áreas de la economía como agroalimentación y calzado; existen varias experiencias en el territorio nacional trabajando en función de los motores productivos propuestos por el Estado, por lo que la participación de la comunidad Lgbti venezolana en los CLAP debe plantearse con mucha seriedad: son espacios en donde todos los sectores sociales revolucionarios deben tener participación activa para vencer la guerra.

La inclusión de todas y todos permitirá que quienes somos en mayor medida afectadas y afectados, principalmente las mujeres pobres, con mayor énfasis en las mujeres de sectores sociales históricamente vulnerados como lesbianas, transgéneros y transexuales, sobre todo las dos últimas que muchas veces se encuentran en condición de calle como consecuencia de la discriminación familiar y social. Las mujeres, en su diversidad como objetivo bélico de esta guerra, debemos ser protagonistas activas en la contraofensiva popular, por ello es fundamental que se nos dé toda la apertura en los espacios de combate colectivo sin discriminación de ninguna índole.

La fortaleza de los CLAP está en la P de producción, soberana, libre de agrotóxicos, ancestral y liberadora, soñar con anaqueles repletos en los supermarket es cosa del abismo capitalista, es obedecer y servir al imperio dócil como un rebaño. Soñar con una Venezuela diversa y altamente conuquera es sembrar Patria y futuro, con pico y escardilla en mano hoy mas que nunca seguiremos venciendo.

Categorías: -

Ultimas Análisis y Opinión

Más Análisis y Opinión »

Logo Alba TV

Alba TV es un proyecto para la integración desde los pueblos, desde los movimientos sociales, desde las comunidades que junto a las televisoras comunitarias del continente articulamos las luchas populares contra el imperialismo, por la construcción y fortalecimiento de la identidad del sur, y para impulsar las transformaciones políticas, económicas y culturales hacia el socialismo.

Email: albadelospueblos@gmail.com

Caracas - Venezuela

RSS youtube vimeo

Alba TV 2007 - 2017
Permitida la reproducción citando la fuente.

Desarrollado con software libre
SPIP | Xhtml | CSS