Alba TV

comunicacion de los pueblos

RSS youtube vimeo
Portada » Análisis y Opinión » Venezuela

Por Oscar Lloreda

¿Hombre y feminista?

Venezuela | 8 de enero de 2019

imprimir


Por Oscar Lloreda

Muchas personas me han preguntado cuáles son las razones por las que en la mayoría de mis intervenciones me refiero o hago mención al "feminismo". En algunos casos, la premisa de este cuestionamiento radica en mi condición de "hombre".

Generalmente, sin titubeos y provocadoramente respondo: El feminismo no es un movimiento de mujeres; pero "entonces ¿Qué es?", suelen preguntarme.

El feminismo es un movimiento de recuperación de lo femenino en la vida humana. Lo "femenino" no es sinónimo de "mujer". Estos dos elementos sólo funcionan como sinónimos dentro del orden patriarcal.

El orden patriarcal/moderno/colonial opera a través de la exclusión o reducción de lo femenino, por lo que la principal víctima de la identificación de lo "femenino" con la "mujer" es, precisamente, el cuerpo-mujer. Y hablo de "cuerpo-mujer" porque se trata de cualquier cuerpo que decida asumir lo femenino como propio (y esto incluye tanto a la mujer "biológica", como a las personas socialmente identificadas como "amanerados", "travestis", "transgenero", etc).

El feminismo nos permite trascender la identificación de lo femenino con la mujer y reconoce la mutua implicación existente entre lo femenino y lo masculino. En ese sentido, tanto el hombre como la mujer son portadores de lo femenino y de lo masculino simultáneamente.

Esto significa romper con el pensamiento patriarcal/moderno/colonial que asigna identidades, roles y posiciones fijas e inalterables a cada uno; de esta manera, el feminismo abre la oportunidad de pensar desde lo "ambigüo", lo "dual", lo "descomunal" (formas de pensamiento excluidas por el saber-poder colonial/moderno).

El feminismo pues, opera al menos en dos dimensiones:

1. Ontológica-epistémica: Al desplazar la identificación de lo femenino con la mujer se distancia del esencialismo y admite la ambigüedad y la pluralidad del ser.

2. Política: Al reconocer la sexo-género diversidad e iniciar un proceso de organización a favor de la igualdad de género y la diversidad.

Por esta razón, tanto hombres como mujeres estamos habilitados para practicar el feminismo, pues no se trata de un posicionamiento exclusivo de la mujer sino de la recuperación de lo "femenino" en la vida humana.

De hecho, aunque su imposición resulta más sutil, sobre el cuerpo-hombre ocurre una operación de "des-feminización" que pretende erradicar cualquier vestigio de lo femenino en el hombre. El orden patriarcal/moderno/colonial nos afecta a todas y todos, aunque dicha afectación ocurra de manera diferenciada y sus consecuencias sean injustas.

El feminismo, entonces, no es una lucha en la que el hombre "acompaña" a la mujer, pues se trata también de su propia lucha; una que, por su condición de hombre despojado violentamente de su feminidad, le resulta contradictoria cuando la contrasta con los privilegios que el orden patriarcal le ha garantizado.


Categorías: - -

Logo Alba TV

Alba TV es un proyecto para la integración desde los pueblos, desde los movimientos sociales, desde las comunidades que junto a las televisoras comunitarias del continente articulamos las luchas populares contra el imperialismo, por la construcción y fortalecimiento de la identidad del sur, y para impulsar las transformaciones políticas, económicas y culturales hacia el socialismo.

Email: albadelospueblos@gmail.com

Caracas - Venezuela

RSS youtube vimeo

Alba TV 2007 - 2019
Permitida la reproducción citando la fuente.

Desarrollado con software libre
SPIP | Xhtml | CSS