Alba TV

comunicacion de los pueblos

RSS youtube vimeo
Portada » Noticias » Venezuela

Solo el pueblo salva al pueblo

Movimientos populares chavistas definen postura

Venezuela | 10 de octubre de 2016

imprimir

Diferentes organizaciones autónomas del movimiento popular venezolano, acompañadas por algunas brigadas internacionalistas del Alba de los Movimientos presentes en el país, se juntaron este sábado 8 de octubre en Caracas con el fin de definir líneas comunes de acción para la defensa, disputa y profundización del socialismo como proyecto de sociedad, hoy en día bajo el ataque de la burguesía criolla e internacional, pero también obstaculizado por contradicciones internas en seno al proceso revolucionario bolivariano.

Para poder establecer un programa de acción, los movimientos reconocieron la necesidad de tener una visión clara y consensuada de la correlación de fuerzas existente así como de los opuestos intereses que entran en juego en esta coyuntura, tanto en el país como a nivel continental. En la arremetida de las derechas y los intereses del capital trasnacional en la región, Venezuela con su proyecto socialista es ciertamente el objetivo central a derrotar.

Los intereses sobre el continente

La disputa de la burguesía no es contra el gobierno chavista, sino contra el chavismo en sí y el socialismo como proyecto alternativo, explica Hernán Vargas, integrante del Movimiento de Pobladoras y Pobladores: “En este momento, el continente se está definiendo políticamente en torno a cuál es el proyecto que se disputa. Los Estados Unidos y sus aliados, las transnacionales, se han venido posicionando claramente y tienen en este momento una ofensiva que apunta a que los países sean manejados por sus dueños: empresarios al frente de los gobiernos, empresarios al frente de la política. Eso pasó en Argentina, pasó en Brasil mediante golpe de estado, en Colombia claramente es así. Hay una fuerte avanzada contra Ecuador, Bolivia y sobretodo Venezuela. Y esa avanzada es justamente para eso, para restituir los intereses de las transnacionales y poner al frente de la política a representantes del gran capital.”

Movimientos en producción

La guerra económica y simbólica que, con esa intención, se ha librado en contra de la revolución bolivariana ciertamente ha influido muchísimo en el accionar de los movimientos populares: afectando a la cotidianidad de sus integrantes y de las comunidades, ha llevado a canalizar muchísimas energías para hacer frente al corte de suministros alimentarios y a la exacerbación de la dinámica especulativa. Sin embargo, esa situación ha también permitido acelerar algunos procesos de producción, intercambio, autogestión, cambios en el consumo que ciertamente constituyen un saldo positivo y que se suman a las experiencias “gérmenes de socialismo” que, desde la organización popular, ya se venían experimentando en la construcción de una sociedad distinta.

La importancia de brindar herramientas de producción a la población va más allá del ámbito de la guerra económica, cuenta Virginia Martínez, integrante del Movimiento Mujeres por la Vida: “Nosotras, en nuestro caso, apoyamos a las mujeres, les damos formación en el área de elaboración de productos de higiene personal entre otras iniciativas, que permitan no sólo superar el momento político de la guerra económica y abastecer sus hogares, sino que también permitan a las mujeres tener una independencia económica, ya que muchas de ellas son víctimas de violencia dentro de sus hogares porque sencillamente dependen económicamente de su marido.”

El Chavismo popular

A nivel de gobierno, la crisis generada en el país por la arremetida imperialista y del capital transnacional ha agudizado también algunas contradicciones no resueltas en seno al proceso revolucionario, que se han convertido en escoyos del proceso bolivariano: el modelo económico rentista, el burocratismo, la corrupción. Parece haber incluso un debate interno al Ejecutivo sobre liberalizar y restaurar el orden de mercado o sostener el proyecto delineado por el Comandante Chávez y respaldado por el pueblo organizado a través del Plan de la Patria. Frente a esta situación, los movimientos populares afirman su autonomía como “chavismo popular”, reiterando con decisión que la única vía posible es la del socialismo y el poder popular.

“Para nosotros es importante incluso dar el debate sobre lo que significa chavismo. ¿Hay chavismos distintos en este momento? Nosotros consideramos que el chavismo en esencia es pueblo” afirma Hernán Vargas, “pero existen dentro del proceso chavista sectores que apuntan a fortalecer los intereses de la clases dominante. Empiezan entonces a plantear el aumento de precios, la unificación del control cambiario, la posibilidad de restituir los medios de producción o tierras a mano de la burguesía nacional. Esas son señales que sólo aumentan la crisis. Y en este sentido hace falta decir que para nosotros Sólo el pueblo salva al pueblo. La única posibilidad de avanzar aquí es: más tomas de medios de producción, más tomas de tierras, más modelos de gestión en mano de las comunidades organizadas. Este año ha demostrado que ese coqueteo con los intereses de la clase dominante sólo profundizan la crisis, porque las clases dominantes sólo quieren lo mismo que pasa en Colombia, en Argentina y en Brasil: que el país sea manejado por las transnacionales y por los empresarios. Entonces nosotros necesitamos empezar a llamar: si la derecha está poniendo empresarios al frente ¿qué vamos a poner nosotros? Planteamos por un lado reforzar la figura de Nicolás Maduro al frente del proceso, pero también recomponer la fuerza política del chavismo.”

“Nosotros como movimientos populares fuimos parte de la construcción del Plan de la Patria y lo vamos a defender” añade Virginia Martínez. “ En la defensa del Plan de la Patria por supuesto está la defensa de cada uno de los objetivos históricos que allí se plantean, como por ejemplo el objetivo número Cinco, que es el de proteger y preservar las riquezas naturales de nuestro territorio. No podemos hacer una revolución que vaya en contra del ambiente” explica Virginia, haciendo referencia al polémico proyecto de explotación del Arco Minero encaminado por el gobierno de Nicolás Maduro. Y acota: “Podemos entender el momento político, como nos está tratando la guerra económica en este momento, pero también consideramos que hay otras vías.”

Una agenda para seguir construyendo

Tomando entonces en consideración actores y factores de esta coyuntura, reafirmando su compromiso con el Plan de la Patria y el proyecto socialista y fijando una postura autónoma, los movimientos populares chavistas decidieron elaborar una agenda común, que desde su diversidad permita recomponer el chavismo popular como una sola fuerza combativa y movilizadora. Se contemplan, en lo concreto, tres acciones conjuntas: la realización de una escuela de formación para la militancia chavista; la organización de un congreso autónomo del Poder Popular; una acción de movilización de calle contra uno de los grandes consorcios de la burguesía venezolana, prevista para el próximo 4 de noviembre, en el marco de la campaña continental contra el neoliberalismo.

Aunado a estas iniciativas, se llevará a cabo también una campaña comunicacional que partiendo de las contradicciones actuales que atraviesa la revolución, posicione las alternativas que desde el movimiento popular se vienen construyendo: los “gérmenes de socialismo” a potenciar. En el tapete habrá entonces temas como el sistema de distribución e intercambio, la propiedad colectiva y la autogestión, el control popular de la economía, el boicot y las nuevas formas de consumo, la gobernabilidad revolucionaria y el autogobierno comunal, la unidad popular continental,.

“El papel de los movimientos populares es seguir organizando la gente, sea políticamente, sea del punto de vista de resolver sus necesidades, sus problemas económicos y sociales, y sea también haciendo trabajo de formación política ideológica, divulgando y denunciando las contradicciones del sistema capitalista, la opresión, y también apuntando para la construcción de una nueva sociedad, de un nuevo mundo” dice Edson Embagnara, integrante del Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST) de Brasil, cuya Brigada internacionalista acompaña desde hace diez años el proceso revolucionario bolivariano. Y agrega: “Venezuela y la Revolución Bolivariana han sido una referencia para el movimiento popular en el mundo, no sólo en América Latina: una referencia de que es posible ganar, de que es posible vencer, resistir y construir. Y en este momento sigue siendo una referencia más que nunca. Sabemos que hay contradicciones, pero

Categorías: -

Ultimas Noticias

Más Noticias »

Logo Alba TV

Alba TV es un proyecto para la integración desde los pueblos, desde los movimientos sociales, desde las comunidades que junto a las televisoras comunitarias del continente articulamos las luchas populares contra el imperialismo, por la construcción y fortalecimiento de la identidad del sur, y para impulsar las transformaciones políticas, económicas y culturales hacia el socialismo.

Email: albadelospueblos@gmail.com

Caracas - Venezuela

RSS youtube vimeo

Alba TV 2007 - 2016
Permitida la reproducción citando la fuente.

Desarrollado con software libre
SPIP | Xhtml | CSS