Alba TV

comunicacion de los pueblos

RSS youtube vimeo
Portada » Análisis y Opinión » Venezuela

Por María Alejandra Díaz

Restauración Latifundista

Venezuela | 2 de julio de 2018

imprimir

En 2015 Fedecámaras exigió definir latifundio, desconocer ley de semillas, permitir tercerización, facilitar el cambio de uso de la tierra y reconocerles los títulos de propiedad de los tierracogientes en detrimento del Estado, retrogradando los avances –tímidos aún- de la política pública agroalimentaria de Chávez.

Para ellos los campesinos son el obstáculo del cambio, una figura social que tiene que desaparecer o ser desplazados de sus tierras y sustituidos por los “empresarios agrícolas”, invisibilizarse su fecunda existencia, la fuerza telúrica de la agricultura campesina que emerge para enfrentar al agro bloque de poder dominante, el imperio de los alimentos.

La red de poder real privado ha penetrado instancias y niveles institucionales para criminalizar, destruir, desalojar y reducir centros productivos de pequeños propietarios y campesinos retrogradando logros constitucionales; tecnócratas actuando como agentes de Bayer y Monsanto, criminalizan al pequeño productor desde el paradigma de la agroindustria privada y la agricultura de precisión, es una maquinaria de guerra contra la población rural productiva: geometría de la ocupación hostil y depredadora.

El modelo de ordenación del territorio, ha sido contrario a las potencialidades del país, estimulando la pérdida del suelo agrícola, afectando la filosofía y modo de vida de las familias campesinas, la ruina de su patrimonio, y con ello la disponibilidad de alimentos en las áreas contiguas a los centros urbanos de mayor concentración poblacional, dándole a la tierra valor de cambio, acentuando la especulación inmobiliaria y acaparamiento alimenticio.

La ordenación como base de la planificación y gestión del territorio -geometría del poder- para garantizar el uso social de la tierra y la permanencia de los agrosistemas tradicionales, respondiendo a las potencialidades del territorio, incorporando otras escalas para la organización territorial en áreas de interés para tierras de alimentos, como proponemos en el artículo 127 constitucional.

Vivimos tiempos de decisiones estratégicas definitorias sobre el destino de la Nación, una encrucijada vital por la patria, la tierra, el agro, el alimento, el habitar mismo del territorio, su entrega o defensa.

Nuestra real y concreta defensa integral de la Nación está en la ocupación fértil de la tierra, desde ese núcleo transversal debemos crear la otra economía, producción, urbanismo y residencia en la tierra. Defenderse es ocupar productivamente la tierra en comunidades: otra política y Doctrina de Defensa. Ante las fuerzas desatadas de la globalización desterritorializadora que radicaliza la exclusión y privatiza lo cotidiano, oponemos la fuerza del habitar humano armónico.


Fuente: Con el Mazo Dando

Categorías: - - -

Ultimas Análisis y Opinión

Más Análisis y Opinión »

Logo Alba TV

Alba TV es un proyecto para la integración desde los pueblos, desde los movimientos sociales, desde las comunidades que junto a las televisoras comunitarias del continente articulamos las luchas populares contra el imperialismo, por la construcción y fortalecimiento de la identidad del sur, y para impulsar las transformaciones políticas, económicas y culturales hacia el socialismo.

Email: albadelospueblos@gmail.com

Caracas - Venezuela

RSS youtube vimeo

Alba TV 2007 - 2018
Permitida la reproducción citando la fuente.

Desarrollado con software libre
SPIP | Xhtml | CSS