Alba TV

comunicacion de los pueblos

RSS youtube vimeo
Portada » Análisis y Opinión » Venezuela

Por Jessica Dos Santos

Sin datos económicos: blackout informativo

Venezuela | 29 de diciembre de 2017

imprimir

Hace un par de años, un gran amigo se enfermo, la cosa era grave pero quizás no tanto. Entonces, su familia se debatía entre si decirle toda la verdad u ocultar algunos “detalles”.

Los argumentos danzaban entre dos soundtrack: “Si conoce a profundidad su estado se desanimará y se pondrá peor, las emociones influyen” vs “Si no le decimos nada entonces no tomará cartas en el asunto con la seriedad que se requiere”.

De una u otra forma, ambas partes tenían algo de razón. Sin embargo, mi sentido práctico aniquilaba al espiritual. Mi pana debía conocer los pormenores, se trataba de su vida, y en el camino podríamos encontrar la manera de espantar la tristeza sin mentiras.

“No es mentir”, repetía su madre. “Omitir es mentir”, insistía yo.

Hoy, la política económica suele recordarme aquel capítulo…

Sin luz

A pesar de la fuerte situación económica o los sonados casos de corrupción, el Banco Central de Venezuela (BCV) y las demás instituciones encargadas de las finanzas del país, llevan meses sin publicar las cifras oficiales necesarias para ubicarnos en el terreno. De hecho, ni siquiera han explicado las razones de este “apagón informativo”.
“Si hay acceso a una serie de informaciones (…) pero hay núcleos reservados. Uno es el tema cambiario pues desde el año 2012 no hay información pública, hubo algo de 2014-2015 que se localizó en forma de filtración y eso es un dato importante porque certifica que el acceso se cerró”, expresó Victor Hugo Majano, ganador del Premio Nacional de Periodismo Digital 2016 y creador del blog de investigación“La Tabla”.

Majano agrega que en la parte contractual también reina el silencio, pues el Servicio Nacional de Contrataciones, que ofrece información sobre los datos de las empresas que contratan con el Estado, accionistas, direcciones, contrataciones efectuadas, etc., también está restringido.

“Esto atenta contra la transparencia y probablemente también sea una violación a las políticas de lo que llaman Infogobierno, es decir, si no hay algo declarado como “confidencial” entonces no puede ser restringido. El argumento que han utilizado es que esa información se usó para extorsionar a los contratistas y por eso decidieron limitar el acceso, pero yo creo que quitar los números de teléfono bastaría para eliminar el riesgo”, expresó Majano.

En efecto, la Ley de Infogobierno establece los principios que rigen el uso de las tecnologías para mejorar la gestión pública impulsando la transparencia. Esto también ayudaría al gobierno, por ejemplo, a demostrar que el 70% del presupuesto del año 2017 efectivamente fue para la inversión social: cuándo, cuánto, cómo.

Por su parte, el Registro Nacional de Contratistas debe, según la Ley de Contrataciones Públicas, asegurar que las adquisiciones de bienes, prestación de servicios y ejecuciones de obras efectuadas por el Estado venezolano se realicen con transparencia.

“También el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) tenía un sistema muy bueno de comercio exterior, donde había información precisa que venía de fuentes válidas y sólidas como las aduanas, pero dejó de actualizarse desde 2013-2014”, puntualiza Víctor Hugo.

En efecto, el Estado no ha brindado las cifras de inflación e Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) desde diciembre del 2015, la Canasta Alimentaria Normativa llegó a noviembre del 2014 al igual que la Encuesta Nacional de Consumo de alimentos (cuánto consumen y gastan las familias). Las cifras del Producto Interno Bruto (PIB) se conocieron únicamente hasta el III trimestre del 2015, la exactitud de la Deuda Externa se supo hasta agosto del 2014, el empleo y desempleo no se conoce desde 2015 y la pobreza desde el I trimestre del mismo año.

“Durante los últimos 4-5 años ha habido un proceso, más o menos ordenado, de restringir el acceso a los datos o al menos no tenerlos disponibles de forma cotidiana. Pero, además, creo que es una discusión que no se está dando, no hay un abordaje de qué puede ser público y qué debe estar restringido, ya sea por privacidad, razones de Estado, etc., porque lo más dramático es que desde el 2013 no se tiene información sobre el tema de la adjudicación de divisas y justo ese es el año más negro”, agrega el periodista.

Sin embargo, algunos consideran que las cifras oficiales, de ser publicadas, podrían prestarse a manipulaciones por parte de la oposición nacional o internacional. Aún así, cifras van y cifras vienen, el Fondo Monetario Internacional (FMI), cuya última interacción con las autoridades venezolanas fue en el 2004, basa sus aproximaciones en datos de empresas externas o sus relaciones comerciales.

Mientras que la oposición intentó, sin éxito, impulsar iniciativas como el “Índice Nacional de Precios al Consumidor de la Asamblea Nacional (INPCAN)”. A la par, supuestas “asociaciones civiles sin fines de lucro ni filiación política” como la cada vez más famosa “Transparencia Venezuela” van habitando el silencio oficial con gritos estruendosos y muy mediatizados.

“Nosotros pudiéramos haber enfrentado fenómenos como la sobrefacturación en importaciones o el fraude cambiario en general. Igual con el tema de costos y de productividad en materia petrolera, si hubiésemos tenido acceso a ese tipo de datos o cultura de acceso, hubiésemos podido enfrentar situaciones como la caída de la producción petrolera asociada al tema de corrupción y sabotaje deliberado. Y por supuesto todo el tema de inversión pública, costos de obras, etc., útiles para afrontar la corrupción e incluso la ineficiencia de parte del Estado”, finalizó Víctor.

Ya va, pero ¿los datos pueden o no pueden ser manipulados?“Depende, pero quien más ha venido haciendo negocios al amparo de este tipo de mecanismos de evasión tributaria, ocultamiento de capitales, legitimación de recursos, ha sido justamente la derecha (…) cuando trazamos la ruta final de esos recursos pues encontramos a los sectores más tradicionales de la burguesía (…), por eso las cosas que se revelan, como los casos de corrupción mostrados por el actual Ministerio Público, ni siquiera tienen cobertura en los medios internacionales, eso demuestra que quienes están detrás de estos procesos son sectores empresariales, y mafiosos que se han enmascarado en el chavismo”.

¿Será este el caso de todas las autoridades de PDVSA que hoy se encuentran detenidas? ¿Callar es igual que mentir?De ser así ¿cuántos cómplices habrían de caer? Los amantes de la salsa tarareamos: “veni, veni, veni, quítate la máscara”


Fuente: Publicado el 22 de dicembre en la página Desafío Constituyente.

Categorías: -

Ultimas Análisis y Opinión

Más Análisis y Opinión »

Logo Alba TV

Alba TV es un proyecto para la integración desde los pueblos, desde los movimientos sociales, desde las comunidades que junto a las televisoras comunitarias del continente articulamos las luchas populares contra el imperialismo, por la construcción y fortalecimiento de la identidad del sur, y para impulsar las transformaciones políticas, económicas y culturales hacia el socialismo.

Email: albadelospueblos@gmail.com

Caracas - Venezuela

RSS youtube vimeo

Alba TV 2007 - 2018
Permitida la reproducción citando la fuente.

Desarrollado con software libre
SPIP | Xhtml | CSS