Alba TV

comunicacion de los pueblos

RSS youtube vimeo
Portada » Noticias » Argentina

Argentinos rechazaron la demora en dar resultados electorales

Unión Ciudadana en segundo lugar con 34,11%

Argentina | 14 de agosto de 2017

imprimir

Ciudadanos argentinos rechazaron la demora de los resultados de las elecciones primarias legislativas, que se llevó a cabo este domingo, los ganadores fueron anunciados aproximadamente a las cuatro de la mañana.

Los resultados estuvieron reñidos pues el candidato oficialista de Cambiemos Buenos Aires, Esteban Bullrich, obtuvo el 34,19 por ciento de los votos liderando el primer lugar, mientras que el partido Unión Ciudadana de Fernández, quedó en segundo lugar con 34,11 por ciento.

La ex jefa de Estado, Cristina Fernández, en su alocución pidió perdón a todos los argentinos por la demora de los resultados electorales e indicó que "tenía pensado hablarle al país como es de costumbre en todas las elecciones a las 10 o 11 de la noche, que es donde siempre se conoce los resultados, pero nunca había pensado pedirles perdón a todos los argentinos por este bochorno que hoy hemos vivido en el país".

Por su parte, el presidente Macri tras conocer los resultados, expresó que “el cambio está más vivo que nunca fue un día lindo en la historia de nuestro país”.

Los candidatos electos este domingo, son los que participarán en las próximas elecciones generales que se llevará a cabo este 22 de octubre, en estas elecciones se estará renovando 24 senadores y 127 diputados.

Bullrich y CFK dilatan la definición hasta octubre

Cuando parecía que el candidato oficialista se impondría con comodidad, la remontada de Cristina Fernández supuso un trago amargo para el gobierno. Con final abierto, en octubre todos irán a la caza de los votos de Massa y de Randazzo.

Los instantes finales del recuento bonaerense recuerdan la elección santafesina de 2011. Una amplia ventaja al inicio y el margen que se achicaba al caer la noche.
Cuando se conoció el resultado final, la plana mayor de Cambiemos ya llevaba horas fuera del búnker. Todo parecía resuelto. Al revés que Cristina, que no se dejó ver en toda la noche del domingo, esperando la última urna.

Los números son engañosos. Ganar por un punto sirve en instancia definitiva. Pero en primarias todo se vuelve fútil. Octubre sigue siendo una incógnita, tanto como lo fue hasta este fin de semana.

El resultado abierto dependerá de varios factores. El primero de ellos, sin dudas, será el propio techo de Unidad Ciudadana. Los encuestadores han repetido hasta el cansancio que la ex presidenta tiene un piso alto y un techo bajo. El límite de lo posible.

El gran objetivo, por tanto, será romper ese techo, convencer a los que se dicen y se autoconvencen de que nunca votarán al kirchnerismo. En ese sentido, se hace evidente la emergencia del segundo factor fundamental: Florencio Randazzo.

Si Unidad Ciudadana piensa invertir en alguna encuesta de cara a octubre, le vendría bien saber cómo se conforma el voto randazzista. Es posible que muchos de ellos, adversos a cualquier simpatía macrista, puedan inclinarse hacia Cristina Fernández y darle la espalda al ex ministro. Al final de cuentas, nada es cuestión de sentimentalismos, sino de pura estrategia política.

De seguro randazzistas y cristinistas coinciden en la necesidad de marcarle un límite claro al gobierno. Y tal como pretendía el candidato de Cumplir, esta instancia sirvió, en la práctica, como una primaria para medir fuerzas: es evidente que el electorado opositor eligió a Cristina para transmitir su mensaje.

En igual sentido, otro factor en disputa será Sergio Massa. De la experiencia de 2015 se recoge que el tigrense tiene un electorado fiel. Después de un claro tercer puesto en las primarias presidenciales, logró retener todo lo cosechado de cara a las generales.

Hay pocas razones para prever un comportamiento distinto esta vez. Si cuando estaba en juego la presidencia, los massistas prefirieron morir de pie al lado de su candidato, difícil creer que ahora cambiarán su voto para favorecer a Esteban Bullrich. Si Sergio Massa tenía un segmento volátil, esos votantes ya se fueron con Cambiemos y no volverán.

El resto, claro, es la gran apuesta del gobierno: repetir el batacazo de María Eugenia Vidal. La participación en octubre será fundamental. Los datos de 2015 no mienten: los cinco puntos de mayor participación entre las primarias y las generales favorecieron a Cambiemos; fueron los que torcieron la elección en favor de la actual gobernadora.

Es seguro que ni Bullrich ni Kirchner perderán votos. Pero todo se trata ahora de ver cuánto suma cada uno. Éste, claro, no es el mejor escenario para Unidad Ciudadana. Una victoria holgada este domingo les hubiese dado la tranquilidad que no tienen ni tendrán hasta las generales.

El gobierno, mientras tanto, parece por ahora haber salvado la jornada. Los triunfos resonantes en buena parte del país y el virtual empate en Buenos Aires lo dejaron bien parado. Si logra vencer a la ex mandataria en octubre, aunque más no sea por una décima, tendrá el cartón completo.

Pero si no, si en octubre pierde, se esfumarán las certezas oficiales y Cristina Fernández podrá pensar en 2019 con mayores fundamentos.

Federico Dalponte – @fdalponte


Fuente: Telesur / Noticias periodismo popular

Categorías: - - -

Ultimas Noticias

Más Noticias »

Ultimas de Argentina

Más sobre Argentina »

Logo Alba TV

Alba TV es un proyecto para la integración desde los pueblos, desde los movimientos sociales, desde las comunidades que junto a las televisoras comunitarias del continente articulamos las luchas populares contra el imperialismo, por la construcción y fortalecimiento de la identidad del sur, y para impulsar las transformaciones políticas, económicas y culturales hacia el socialismo.

Email: albadelospueblos@gmail.com

Caracas - Venezuela

RSS youtube vimeo

Alba TV 2007 - 2017
Permitida la reproducción citando la fuente.

Desarrollado con software libre
SPIP | Xhtml | CSS